Con Mamá y la Abuela

12 de mayo de 2008

|

A¡ Ni mi abuela se salvó!!!
Una noche ya hace unos años, fiel a mi costumbre de dormir desnudo aún en pleno invierno, me sobresalté al sentir que un cuerpo desnudo de mujer estaba apoyado contra mi espalda.
Supuse que era mi hermana con la que solía pasar noches de pasión y me di vuelta en la cama comenzando a acariciar ese cuerpo, peroooo…noté cabellos largos en lugar de la melenita corta de mi hermana y eso además de intrigarme hizo que mi pija se endureciera.
Se me ocurrió que podría ser alguna compañera de mi hermana que había ganado ese lugarcito, así que mientras besaba esos labios una mano exploradora tanteaba entre las piernas encontrando una abundante mata de pelitos.

Una boca ávida respondió mis besos y una lengua penetra en mi boca mientras una mano me apretó mi verga.
Un dedo mio encontró unos gruesos labios vaginales y se puso a jugar con el clítoris de la desconocida.
Ella se movió se acomodó sobre mi y mientras me besaba sentí que su mano guiaba mi pene para acomodarlo dentro de su concha.
Se sentó y siento que mi pija entró profundamente y ella comenzó a cabalgarme en silencio hasta que despues de un largo rato estallamos en un orgasmo simultáneo y allí si la oí gemir con placer y una voz archiconocida que me susurró al oido “A¡hacía rato que no disfrutaba de una cogida como esta!!”
El susto me hizo estender la mano y encender la luz y allí vi que la “desconocida” con la que había estado cogiendo era mi madre.
“apagá la luz tonto” me dice, “sabiendo la hermosa verga que cargás no quise que solo sean otras la que la disfruten” y dicho eso se abocó a chuparmela.
Y desde ese entonces mi madre y yo fuimos amantes que disfrutabamos los placeres del sexo una o dos veces por semana yendo a un hotel alojamiento.
Pero eso que les acabo de contar fue solo una introducción.
Como todos los años para las vacaciones de invierno en argentina viajaba a Italia dos semanas a visitar a mi abuela (viuda) y a mis tios y primos.
Y fue este año que estabamos en las bellas playas sicilianas gozando poder nadar en las cálidas aguas del mediterráneo cuando presté atención que dos de mis primas ya eran hermosas señoritas y que al tomar sol sin la parte de arriba del bikini sus tetitas ya eran una tentación para mi.
Pero estaba con nosotros mi abuela y tengo que describirla.
Morocha de ojos grandes, debe medir poco mas de 1.60, con caderas rotundas, buenas piernas, el culo algo caído por la edad (tiene 61) pero me sorprendieron sus tetas que pese a ser bastante grandes no las tiene caídas y como allí es costumbre tomaba sol con ellas al aire.
Yo tenía puesta el breve slip que allí se usa como malla y noté que mi verga crecía así que me puse boca abajo lo que causó la risa y el comentario sarcástico de la abuela.
Ya de regreso a la casa, yo me alojaba en la de mi abuela, me fui a duchar y mientras me duchaba cantaba AA¿cantaba? bueee en realidad desafinaba y destrozaba una canción cuando oigo que la puerta del baño se abre y luego una mano abre la mampara de la ducha y mi abuela que me empuja colocándose ella debajo del agua que caía
Lo cómico era que mientras yo estaba desnudo y mi pene flacido, mi abuela tenía puesta la malla y esta vez con la parte superior incluida.
Me pidió que le enjabonara la espalda y eso me puse a hacer algo cohibido por la situación.
La abuela se da vueltas y tomando la esponja enjabonada me la pasa por las bolas mientras me decía obvio en italiano que mi aparato genital era ya el de un hombre hecho y derecho y que seguramente el tamaño de mi verga (21 x 3.5) iba a ser la delicia de las mujeres y comenzó a enjabonarse las copas de la bikini y luego la tanga de la malla.
Se enjuagó bajo la lluvia y despues giró dandome la espalda para sacarse la bikini primero la parte de arriba y luego la de abajo.
uuuyyyyy! pensé A¡no mi abuela!!! pero para qué si veo que se da vueltas se arrodilla y tomo mi pija y luego de acariciarla y mirarla elevó su cara para mirarme y se la intrudujo en la boca y comenzó a chuparla.
La dejé hacer dejándome llevar por la situación y ella seguia y seguia hasta que sentí que me venía y ella se debia haber dado cuenta ya que apuró sus chupadas y eyaculé violentamente dentro de su boca
Se paró y acercando su boca a la mia me besa y en el beso me pasó parte de mi semen. A¡que situación extraña!!!
Salimos de la ducha y nos secamos.
Me tomó del brazo llevándome a su dormitorio y a su cama
Y allí hicimos el amor varias veces y ella se reía y gozaba diciendome que desde la muerte del abuelo ningún hombre había penetrado en ella.
Fue un verano boreal de locura ya que todas las noches despues de cenar nos dedicamos a difrutar de nuestros cuerpos.


Porno

Categoria: Porno

Tags: ,

¿Te gusta ConejoPervertido?

Recomiendanos en Google.


Nube de Tags

VIDEOS PORNO ESPAÑOL